Pedro Sánchez y compañía pueden llamar ultraderecha y fascistas a los transportistas y a cualquiera que se le antoje.

Pero a él, que gobierna a base de decretazos y contra la Constitución no se te ocurra llamarle Hitler.

Pues SÍ: es un autócrata narcisista como Hitler.


Source by Mar Díaz